La Grandeza del Mensaje del Reino de Dios

VIP - Discipulado
Centro Cristiano Bet-el, Dorado Puerto Rico

Jesús, no predicó ninguna otra cosa que no fuera el Reino de Dios. La primera declaración de Jesús en público fue:

Mateo 4:17 “ARRPENTIOS… EL REINO DE LOS CIELOS SE HA ACERCADO”.

EL Reino ha llegado, la palabra arrepentíos no es una palabra religiosa, es una palabra de psicología, en su contexto original, es cambio de mentalidad.

Cambia la manera en que fuiste entrenado a pensar. Jesús está diciendo: Cambia tu actitud espiritual. Cambia tu sistema de creencias. Cambia tu manera de ver la vida. ¿Por qué? Porque el Reino de los cielos ha llegado. Un Reino no es religión. Un Reino es una nación. Él nos dice que el cielo es una nación… Sobrenatural.

Jesús vino con la misión de remover el reino del dolor, el reino de la ira, el reino de la traición, el reino de la soledad, el reino del luto, el reino del quebranto, el reino de la aflicción, al reino del gozo, al reino de alegría, al reino del amado hijo de Dios.

El hijo de Dios no vino a predicar lo que quiso, sino que habló lo que escuchó de su Padre.

Juan 5:30 – No puedo yo hacer nada por mí mismo; según oigo, así juzgo; y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió, la del Padre.

Aspectos necesarios para activar el Reino de Dios en nosotros:

  • Cambio de la mentalidad de escapismo.
  • Cambio de la mentalidad de separación.
  • Cambio de la mentalidad de víctima.
  • Eliminar la mentalidad derrotista.
  • Aprender el lenguaje del reino.
  • Liderar con mentalidad de reino.

Colosenses 1.13 “el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo,”

El plan de Dios con el hombre siempre ha sido entregarnos el reino. Jamás pienses que las necesidades, los escases, la duda, la enfermedad, los problemas son parte del reino. Porque en el cielo no existe nada de eso. Así que disfruta tu vida en Cristo.

Lucas 12:32 “No temáis, manada pequeña, porque a vuestro Padre le ha placido daros el reino.”

Resumen

El conflicto entre los dos reinos siempre está presente; el hombre decide de quien depende y quien lo gobierna. Jesús nos abrió la puerta de salvación y reconciliación con el Padre celestial; Él nos provee la vía ya pagada, para ser libres de la esclavitud, y nosotros decidimos si queremos ser libre o no y salir del reino de las tinieblas y entrar al reino de Dios.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.